sábado, 20 de diciembre de 2014

DE SUEÑOS Y DE OLVIDO (liras)


Hoy sube nuevamente
esa canción de sombras y de olvido,
rumor sutil e hiriente,
un himno renacido
desde todas las cosas que se han ido. 

Al lado de la brisa,
donde el pensar es sólo una maraña,
la luz de su sonrisa
emerge y desempaña
la neblina que tapa la montaña.

La escucho como un piano:
es su voz que a través  de la cascada
despierta al bosque arcano
y en fresca clarinada
baten trinos las aves en bandada.

Su imagen se refleja
con temblores del agua rumorosa,
se disfuma y se aleja.
(Ya la luna se posa
en el tenue rocío de la rosa)

Retorna esa canción,
nostálgica canción de acordes lentos
que invade el corazón
y atiza sentimientos
del ahora y de todos los momentos.

Por un árbol inquieto
cae la noche que hurtará mi sueño
forzando el puño prieto.
¡Por Dios, si soy su dueño!
¡Grabado está en mi ser como en el leño!

Derechos reservados por Ruben Maldonado.


No hay comentarios:

Publicar un comentario