miércoles, 8 de febrero de 2017

LLOVIZNAS (soneto inglés)



Ya llueve sin vigor, plácidamente,
pasó el caos que impuso la tormenta.
Un frescor que proviene del naciente
deja en el aire un suave olor a menta.

Una tarde especial para escribirte
y tengo para vos la lluvia fina,
la alocada visión de presentirte
y una rosa desnuda, sin espinas.

Y, claro, tengo un verso a tu sonrisa,
al brillo fascinante de tus ojos
y a tu voz que se adueña de la brisa.
Utopías, lloviznas en manojos,

hasta ese sueño anclado en mi recuerdo:
¡Bailamos en París un tango lerdo!

Derechos reservados por Ruben Maldonado.

(imagen de la web)

No hay comentarios:

Publicar un comentario